EL OLIVAR, BUDIA, DURON Y LA HOZ ANGOSTA

 

Nuestra ruta tiene su inicio y fin en la Finca de Gaia, un bonito alojamiento rural cercano a Duron. Teresa, su dueña, es la perfecta anfitriona para hablarnos de la región, de Cela, y del libro. Allí estuvo su hijo, junto a otros participantes que recreaban la ruta.

Pero vamos a nuestro camino. Salgo, acompañado en los primeros tramos por Teresa, sólo un poco más tarde que lo hace Cela en su viaje (“La del alba sería …No; no era aún la del alba: era más temprano”). De la parte trasera de la finca sale una senda que llana al inicio...